Atlas de histología vegetal y animal
English
Inicio » Tejidos vegetales » Tejidos glandulares
Tejidos vegetales

GLANDULARES
« Tejidos de protección Básico Medio

En términos generales se puede decir que la secreción es la acumulación de metabolitos secundarios que no van a ser utilizados y de metabolitos primarios que van a ser utilizados de nuevo por la célula. Las células secretoras proceden de la diferenciación de otras células pertenecientes principalmente a la epidermis o al tejido parenquimático y no constituyen verdaderos tejidos. Se pueden encontrar en zonas internas o externas de las plantas, pueden estar constituidas por una única célula o ser pluricelulares.

Estructuras de secreción externas

Existen multitud de estructuras secretoras en la superficie de la planta originadas a partir de células epidérmicas.

Los hidatodos son estructuras que descargan agua y algunas sustancias disueltas desde el interior de las hojas hasta su superficie. A este proceso se denomina gutaciónn y se produce por la presión hídrica que llega desde las raíz. Los hidatodos son modificaciones de la hoja, que se localizan próximos a los bordes y a los extremos de la hoja.

Los nectarios son estructuras secretoras productoras de azúcares resultantes de las sustancias aportadas por el floema. Se encuentran sobre todo en las flores, denominados nectarios florales, pero también en las partes vegetativas o nectarios extraflorales. Varían en su estructuras desde simples superficies glandulares.

Los osmóforos son estructuras secretoras que producen el olor de las plantas mediante secreción de aceites volátiles. Las glándulas de la sal de las plantas halófitas secretan iones para regular el contenido en sales de la planta.

Los tricomas son uno de los componentes de la secreción externa de las plantas. Por ejemplo, el olor de las flores se debe a la liberación de productos por parte de estas estructuras. Los tricomas glandulares son normalmente multicelulares y tienen un tallo o pedúnculo, aunque algunos son unicelulares. El tallo está formado por las denominadas células sustentadoras, cuyas células más basales se anclan en la epidermis, mientras que en el extremo distal del tricoma se encuentran las células secretoras. Los productos de secreción son variados, desde mucílago hasta resinas. Su producto de secreción permanece en la cutícula de la epidermis del tallo u hoja. Los tricomas glandulares se pueden clasificar según las sustancia la sustancia que liberan o según su morfología, como los pedunculados, con varias células, o con una sola célula. También pueden poseer una o varias células secretoras.

Estructuras de secreción interna

Las secreciones internas son productos que se almacenarán en el interior de los tejidos de la planta, a veces durante toda la vida de ésta. Las estructuras secretoras internas se encuentran alejadas de la epidermis y se localizan principalmente en el parénquima cortical de tallos, hojas, raíces y frutos.. Podemos distinguir tres tipos de estructuras secretoras:

Las células secretoras. Sintetizan una amplia variedad de productos que almacenan en su interior, como resinas, mucílagos, taninos e incluso sustancias cristalizables. Son células muy especializadas que a menudo se denominan idioblastos.

Conductos resiníferos

Conductos resiníferos.

Las cavidades y los conductos secretores se diferencian de las células secretoras en que su producto de secreción se acumula en los espacios intercelulares. Estos espacios pueden producirse por una separación de las células (esquizogenia), como es el caso de los canales resiníferos, o por degradación de células que previamente habían sintetizado los productos de secreción (lisogenia), como es el caso de las cavidades lisogénicas del fruto de los cítricos.

Los laticíferos son células individuales o formando grupos que acumulan un líquido llamado látex. Se encuentran en una gran cantidad de especies, desde herbáceas a leñosas.


« Tejidos de protección

Inicio » Tejidos vegetales » Tejidos de secreción Descargar tejidos de secreción en pdf
Actualizado: 21-03-2017. 10:01